Estamos tan orgullosos de nuestros logros tecnológicos y de nuestros avances en materia científica, que a veces se nos olvida que compartimos el planeta con otros animales y con las plantas, de modo que tendemos a afectar el medio ambiente. Desde hace mucho tiempo la naturaleza está cobrando factura, pero aunque hoy en día la conciencia ambiental es mayor que en décadas pasadas, todavía es insuficiente para la velocidad con la que la degradación ambiental avanza.

Proteger el mundo

Objetivamente, contaminar poco o nada no es fácil para la mayoría de las personas, pues las grandes sociedades están inmersas en un sistema en donde el uso, el consumo y el desecho son la regla. Sin embargo, es posible. En 2014 saltó a los portales de noticias Lauren Singer, una joven que comenzó una vida sin residuos. En ese año cumplió 2 años sin generar desechos, lo cual le costó tiempo en perfeccionar. Con residuos orgánicos enviados a centros de reciclaje, uso de prendas de segunda mano y alternativas caseras a la mayoría de los productos de higiene, logró lo que algunas personas desean: vivir afectando mínimamente el planeta.

Otro caso interesante es el de Jo Nemeth, una mujer australiana que en 2016 cumplió 1 año viviendo sin dinero, pero con sustento de origen reciclado. De esta manera ha reducido su impacto en el medio ambiente y en la sociedad, aunque tampoco ha sido fácil. Los servicios de salud suelen costar mucho, por ejemplo, pero ambas mujeres se han arreglado.

Si no te decides a cambiar radicalmente tu vida como lo hicieron ellas, tus gadgets pueden ayudarte con el inicio de una existencia más sostenible. Existen ya varias aplicaciones de fácil acceso y bajo o nulo costo muy útiles para poner un granito de arena desde el día a día de nuestra vida.

1. EcoSpeed. La gasolina es uno de los productos más contaminantes del mundo. Y en muchos países, uno de los más caros. Este combustible para vehículos despide, entre otras sustancias y compuestos, monóxido de carbono, dióxido de carbono y óxidos de nitrógeno, lo que lo hacen altamente tóxico para las personas que los inhalan. La contaminación se produce incluso antes de que el combustible se queme, pues la extracción de petróleo requiere un alto consumo de energía que suele afectar los ecosistemas.

Aunque se han desarrollado vehículos que funcionan sin gasolina, todavía no están al alcance de la mayor parte del público. Para contaminar menos, se recomienda usar el transporte público y compartir autos. EcoSpeed es otra buena opción. Se trata de una aplicación disponible para iOS y Android que ofrece rutas más eficientes para disminuir el consumo de gasolina y consejos para conducir a una velocidad adecuada y óptima. EcoSpeed promete ayudar a ahorrar un 30 % o más en combustible y usarlo de forma más eficiente.

2. Oroeco. La mayoría de las personas contaminamos, y contaminamos a niveles insospechados. En casa, diariamente utilizamos productos comerciales cuya composición o envase afecta de algún modo el suelo, el aire y el agua. Tan solo los limpiadores del supermercado suelen contener sustancias químicas tóxicas que llegan al suelo y al agua, y kilos de papel son desechados sin ser reciclados.

Oroeco es una aplicación que hace un seguimiento de la huella de carbono de cada usuario, con la intención de que cada uno pueda reducir su impacto sobre el medio ambiente. Además de ayudar a ahorrar dinero, incluye consejos personalizados sobre acciones que reducen la contaminación. Es una buena herramienta para comenzar a tomar consciencia de cuánto contaminamos y cómo podemos solucionarlo.

Oroeco está disponible para iOS y Android.

3. Farmstand. Consumir productos locales es uno de los mejores consejos capaces de ayudar al medio ambiente. No solo favorecemos así la economía de nuestra región, sino que también se evitan gastos de transporte y embalaje.

Farmstand, disponible gratuitamente para la App Store de iOS, permite encontrar los mercados agrícolas más cercanos en donde se ofertan alimentos frescos. El sitio de la aplicación menciona que hay un amplio abanico de opciones a partir de más de 8,700 mercados agrícolas de todo el mundo. Sin duda, es una aplicación excelente para todas aquellas personas que buscan un estilo de vida más saludable y cercano a la naturaleza.

4. Air Emissions. Esta es muy útil para organizaciones. La aplicación calcula las emisiones de contaminantes, en toneladas, por la combustión de gas natural, carbón e hidrocarburos. Los desarrolladores indican que Air Emissions calcula hasta 26 compuestos distintos que se producen durante la combustión. Lo ideal es que las empresas puedan analizar la información para tomar acciones que reduzcan su impacto ambiental.

Está disponible para Android e iOS 5.1 o posterior.

Ser amigable con el medio ambiente no es fácil, pero no imposible en absoluto. Si ya tienes la herramienta, ¡úsala a su favor!

¿Qué es la huella de carbono?

En términos simples es el impacto que las actividades humanas que emiten gases de efecto invernadero tienen en el planeta. Es una metáfora usada para definir el total de emisiones de estos gases que emite la humanidad, una persona, una organización, un producto o un evento.

La huella de carbono puede calcularse, aunque solo parcialmente, por medio de evaluaciones con base en los hábitos personales de uso y consumo de bienes y servicios. En la web puede encontrarse varias opciones de calculadoras de huella de carbono por persona, incluida una desarrollada por el Fondo Mundial de la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés).

Fuentes

http://www.eia.gov/energyexplained/?page=gasoline_environment

http://www.20minutos.es/noticia/1658988/0/apps/moviles/medio-ambiente/

https://www.farmstandapp.com/

https://www.oroeco.com/

https://en.wikipedia.org/wiki/Carbon_footprint